Diputada Hertz increpa a Cristián Labbé tras interrumpir su discurso en la Cámara: «¿Podría llamar al orden a esta jauría?»

En medio de la sesión de la Cámara de Diputados, la parlamentaria del Partido Comunista (PC) Carmen Hertz, increpó a la oposición luego de que su par Cristián Labbé (UDI) la tildara de «negacionista» por cuestionar la gestión del exdirector del Instituto Nacional de Derechos Humanos (INDH), Sergio Micco.

Hertz rechazó «los dichos injuriosos y lesivos a mi honra espetados por el diputado Cristián Labbé, acusándome de negacionista».

Asimismo, apuntó que el hecho «ofende no sólo a mí, sino a todas las víctimas del exterminio, a las organizaciones de Derechos Humanos que valientemente han dado una lucha por la memoria y el nunca más».

«En definitiva, también ofende a la sociedad toda, pues se trata de banalizar crímenes atroces porque el diputado Labbé, careciendo de un mínimo de pudor, por pertenecer a un partido político que nació como defensor de los crímenes de la dictadura de Pinochet», agregó Hertz.

En medio de su discurso, la parlamentaria fue interrumpida con reclamos y pifias por parte de la oposición, por lo que Hertz declaró «por favor, cállense; ¿podría llamar al orden a esta jauría que tengo al frente?».

Tras la situación, el recién asumido presidente de la Cámara Baja, Vlado Mirosevic (PL) llamó al orden, apuntando que «la diputada (Hertz) está haciendo uso de un derecho que tenemos todos».

Así Hertz continuó con su discurso, acusando a la oposición de querer «la muerte civil del Partido Comunista».

«Lo preocupante es que esto se inserta en una abyecta planificación de manual, mediante la cual los herederos de quienes propiciaron el exterminio buscan por ahora la muerte civil del Partido Comunista y desconocemos qué más buscarán en definitiva, lo que nos rememora el macartismo y la dictadura nazi», aseguró la parlamentaria.

Luego de lo sucedido en la Cámara, desde la UDI y el Partido Republicano surgieron reclamos denunciando una «falta de respeto» por parte de los dichos de Hertz.

Créditos vía Twitter:@NYC_prensa