Karol Cariola y baja para presidir Cámara Baja: apunta a «excusas» de la DC y PDG para cumplir acuerdo administrativo

La diputada Karol Cariola (PC) abordó en una carta su fallida candidatura a la presidencia de la Cámara de Diputadas y Diputados. La legisladora acusó que recibió ataques «cargados de misoginia y anticomunismo». Además, apuntó a «excusas» de la DC y el PDG para cumplir el acuerdo administrativo con el oficialismo.

El Partido Comunista anuncio ayer su renuncia «por ahora» a presidir la Cámara Baja.Según el acuerdo administrativo acordado en marzo, Cariola tuvo que haber sido la próxima presidenta de la Cámara Baja. Sin embargo, la figura de la parlamentaria generó rechazos en la DC y en el PDG.

También te puede interesar: 

«Quiero agradecer las múltiples manifestaciones de apoyo recibidos desde personas, autoridades, organizaciones sociales y políticas, como respuesta ante los ataques cargados de misoginia, anticomunismo y violencia política que han buscado denostar mi imagen como parlamentaria», señaló Cariola en la carta, publicada en sus redes sociales.

«Como ya es de público conocimiento, tanto la Democracia Cristiana como el Partido de la Gente han condicionado, bajo diversas excusas, el cumplimiento de la palabra empeñada en el acuerdo administrativo de la Cámara de Diputados y Diputadas», continuó la legisladora.

Recordemos que la DC condicionó su apoyo a Cariola por el respaldo de algunos parlamentarios comunistas a la querella presentada por la Comisión Chilena de Derechos Humanos contra el exdirector del Instituto Nacional de Derechos Humanos (INDH), Sergio Micco, por supuestamente encubrir violaciones a los derechos humanos durante el estallido social.

«Lamento que la bancada DC haya señalado de manera explicita, que ‘no votarán por un diputado o diputada comunista’, lo que deja de manifiesto el veto a nuestro partido, que ha ganado su representación parlamentaria de manera legítima y democrática, de la mano del pueblo y sus decisiones soberanas», sostuvo.

«Como ya lo dijimos, no estamos disponibles a que se nos use como excusa para no cumplir la palabra y romper los acuerdos. Una vez más nos toca vivir las consecuencias de la persecución y asedio por defender nuestras ideas y convicciones», agregó.

«Como Partido no podemos permitir ni aceptar, el intento de obligarnos a poner en duda las violaciones a los derechos humanos que se cometieron durante la revuelta popular de octubre en nuestro país», dijo Cariola.

«A cientos de personas les mutilaron sus ojos, muchos y muchas vivieron vejámenes, torturas e incluso perdieron la vida, todas situaciones inaceptables en una democracia. Será la justicia quien determine si las instituciones y personas a cargo estuvieron a la altura o cometieron negligencias», indicó.

Por último, dijo que espera que «las fuerzas políticas logren un acuerdo para dar conducción a la Cámara, en base al respeto mutuo, sin vetos y que contribuya al cumplimiento del programa de Gobierno».